Se cumplen cinco años del hallazgo del cadáver de Emely Peguero

AL FILO DE LAS NOTICIAS

SAN FRANCISCO DE MACORIS. – Este 31 de agosto se cumplen cinco años del día en que fue encontrado el cadáver de la adolescente Emely Peguero Polanco, de 16 años, quien había sido asesinada con cinco meses de embarazo, siendo uno de los feminicidios que más ha impactado al país.

El cadáver de la adolescente fue encontrado en el interior de una maleta en La Guama de Cayetano Germosén, provincia Espaillat, luego de casi dos semanas de intensa búsqueda. Sus familiares perdieron su rastro el día 19 de ese mismo mes, en Cenoví, San Francisco de Macorís.

Emely había salido con su novio, Marlon Martínez, a buscar unos análisis referentes a su embarazo, pero nunca regresó.

Durante el proceso de búsqueda, Marlon Martínez y su madre, Marlin Martínez, compartieron un video en sus redes sociales pidiendo a la joven que regresara a su hogar.

Emely Peguero. (ARCHIVO)

Pidieron a los ciudadanos que «por favor» ayudaran con cualquier información sobre su paradero.

Al momento de ser hallado el cuerpo, por el caso ya habían sido detenidos tanto Martínez como su madre.

Juicio

De acuerdo a las pruebas presentadas por el Ministerio Público en el juicio, a la adolescente se le practicó un aborto de forma rudimentaria, fue sometida a tortura y golpeada con un objeto contundente en la cabeza.

El 7 de noviembre de 2018, el Segundo Tribunal Colegiado de San Francisco de Macorís condenó a la máxima pena, 30 años de prisión, a Marlon Martínez y a su madre, Marlin, a cinco años por la muerte de la menor.

Los jueces María de los Ángeles Concepción, Víctor Inoa y Carminia Caminero hallaron culpable a Marlon de homicidio voluntario, acto de barbarie y sustracción de menores.

En tanto que a Marlin Martínez sólo se le halló culpable de la sustracción de la menor, así como el de ocultamiento del cadáver. Fue absuelta de la acusación de complicidad debido a que, según los jueces del tribunal, existe complicidad si es desde antes de cometerse el crimen, no después de que este haya ocurrido.

Inmediatamente se concluyó de leer la sentencia, en San Francisco de Macorís se iniciaron los disturbios en rechazo a la condena a Marlin Martínez.

Dos años para Marlin

Luego, el 15 de mayo de 2019 los jueces de la Cámara Penal de la Corte de Apelación de San Francisco de Macorís, provincia Duarte, redujeron a dos años de prisión a Marlin Martínez, contra quien el Ministerio Público pedía un aumento de condena. 

Los magistrados argumentaron que la condenada no incurrió en complicidad con su hijo, Marlon Martínez. También dijo que tampoco se pudo demostrar que incurrió en sustracción de menores, cargo, junto a ocultamiento de cadáver, por los cuales fue condenada a cinco años de prisión en el juicio anterior.

Al motivar la reducción de la sentencia de parte de la corte, la magistrada Saturnina Rojas Hiciano explicó que al no haber pruebas de la acusación del Ministerio Público, de que Marlin fue cómplice de su hijo en el asesinato de la adolescente, lo que la ley mandaba era a una variación de la pena de acuerdo al Código Penal. El Ministerio Público pedía que el castigo a Marlin fuera aumentado de cinco a 20 años de cárcel.

En tanto que contra Marlon, el 15 de mayo de 2019, fue ratificada la condena de 30 años, pero no por homicidio voluntario como establecía la sentencia anterior, sino por asesinato.

Marlin sale de prisión

El 17 de septiembre de 2020 Marlin Martínez salió del Centro de Corrección y Rehabilitación Rafey Mujeres, de Santiago.

Martínez abandonó el recinto penitenciario a las 8:02 de la noche en una camioneta perteneciente a la Procuraduría General de la República.

Otros dos vehículos escoltaban a Martínez.

A su salida, decenas de personas, violando el toque de queda, estaban en las afueras del centro vociferando “asesina”.

!Compartir este artículo a través de nuestras redes sociales!

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.