Familia acusa a técnicos de Agricultura de robarle casi 300 cerdos en Higüey

AL FILO DE LAS NOTICIAS

Higüey. – Una familia de productores porcinos de este municipio denuncio este jueves que el 27 de abril de este año técnicos del programa de erradicación de la Peste Porcina Africana (PPA) del Ministerio de Agricultura les abrían robaron unos 300 cerdos, los cuales aseguran fueron comercializados entre carnicerías de la zona, dejándoles pérdidas que estiman en unos seis millones de pesos.

Jensen Peña Castillo, encargado de la granja intervenida, explicó que no ha podido olvidar como militares encapuchados secuestraron la finca familiar de producción de cerdos en la comunidad los Memisos, a unos 30 minutos de Higüey y sin explicaciones comenzaron a matar los animales.

“Sacrificaron toda la crianza, sin antes haber realizado análisis que les permitieran determinar si había cerdos infectados con la PPA” se quejó
El joven productor aseguró que sus cerdos estaban libres de la Peste Porcina Africana, porque los empleados de Agricultura que realizaron el operativo sangraron los animales, los cargaron en un camion y varias camionetas y los vendieron en la misma zona.

“Lo mataron sin pruebas y en vez de quemarlos o enterrarlos, que es lo que hacen cuando encuentran cerdos infectados de la PPA, en esta ocasión se los llevaron y los vendieron aquí mismos, a gente que incluso ahora nos sirve de testigo” explicó.

Jensen Peña definición la acción en su contra como abuso de poder que habría dispuesto Fausto Tejada, director Regional Este de Agricultura con sede en Higüey y José Alberto de Jesús, encargado nacional la erradicación de la Peste Porcina Africana.

“Si era algo legal, no sabemos, porque vinieron unas 35 personas, entre ellos militares encapuchados y personas con distintivo de Agricultura y el programa de erradicación de la Peste Porcina Africana, que se trasladaban en un camión, tres camionetas y un minibús, que alegadamente habrían sido rentados en Santo Domingo para realizar ese abuso” Indicó.

Aunque los cerdos que son detectados con la peste porcina son sacrificados, en este caso los animales fueron vendidos en la misma zona en que funciona la granja.

Henry Castillo Reyes, reconocido vendedor de carnes de la zona, fue uno de los compradores agraciados con parte de los alrededor de 300 cerdos sacrificados a la granja de la familia Peña.

“Me lo vendieron al dos por uno. Yo le compré 19 cerdos” contó.

Dice que creyó que era una actividad donde estaba el Presidente de la República, Luis Abinader, por la cantidad de vehículos y militares, pero su preocupación llegó cuando al marcharse los empleados de Agricultura le advirtieron en tono amenazante “De este negocio no puedes hablar con nadie, que nos hace daños”.

A casi seis meses de haber ocurrido el operativo, el productor porcino Jensen Peña informó que se ha reunido con alrededor de diez funcionarios locales y nacionales, entre ellos el director regional este de Agricultura, el gerente financiero del Ministerio de Agricultura, la gobernadora de La Altagracia Martina Pepén, quienes han prometido soluciones que no ha llegado.

Los afectados manifestaron que buscando una salida al problema han realizado investigaciones por su cuenta y encontraron que los vehículos usados en el robo de sus cerdos fueron contratados en una renta car en Santo Domingo, por eso no estaban rotulados el día del operativo en su granja, aunque las personas si tenía identificación del Ministerio de Agricultura.

Dijeron que al darle esa explicación a las autoridades con las que se han reunido, estas le advirtieron que se trata de una mafia muy fuerte, por lo que deben tener cuidado.

!Compartir este artículo a través de nuestras redes sociales!

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.