Águilas ganan y se citan con los Gigantes en la serie final de la pelota invernal

AL FILO DE LAS NOTICIAS

Juan Lagares disparó un cuadrangular de tres carreras y Marcos Diplán encabezó un picheo dominante para llevar a las Águilas Cibaeñas a la Serie Final de la pelota invernal dominicana en el torneo 2020-2021 al vencer 5-1 a los Toros del Este, en el séptimo y decisivo juego de la semifinal B que se escenificó en el estadio Cibao de Santiago.

Los aguiluchos remontaron de un 0-2, ganando tres partidos seguidos, recuperándose de una derrota en el sexto juego, y llevándose entonces este último para conquistar la serie y eliminar a los romanenses, campeones del torneo pasado y de la Serie del Caribe.

A partir de este lunes se sabrá de quién es el Cibao, cuando en una serie final inédita en la pelota dominicana, los dos equipos del Norte, Águilas y los Gigantes del Cibao, inicien la disputa por la copa BHD del presente campeonato, dedicado a la memoria de José Manuel Fernández y por la representación del país en el clásico caribeño, que tendrá como sede a México.

El primer partido de la final del Cibao será en el estadio Julián Javier, de San Francisco de Macorís, hogar de los Gigantes, el lunes 11 a las 7:00 de la noche, para luego alternarse con el jueves 14 como único día libre.

Con 21 coronas en su historia, las Águilas jugarán la final por ocasión número 40, la mayor cantidad de finales disputadas para un equipo en la pelota dominicana. El más reciente trofeo de los aguiluchos fue conquistado en la temporada 2017-2018, de la mano del manager boricua Lino Rivera, precisamente el derrotado con el combinado taurino.

En tanto que los Gigantes disputarán por quinta vez una final, con un campeonato en su joven historia, ganado en la campaña 2014-2015 contra las Estrellas Orientales, bajo el mando del dirigente Audo Vicente.

El dirigente aguilucho Félix Fermín frente al colombiano de los potros, Luis “Pipe” Urueta, manejarán sus últimas estrategias en la batalla por la supremacía de una exitosa temporada, marcada por estadios sin fanáticos presentes como medida de prevención en medio de la pandemia del Coronavirus. Fermín dirigirá su final número 11, mientras que Urueta estará en su tercera.

El desenlace del partido

Lagares se convirtió en el héroe ofensivo del partido al producir cuatro de las cinco carreras de las Águilas. Las primeras tres con su primer cuadrangular del torneo, y primero en playoffs en la liga dominicana, y la cuarta con un sencillo productor.

En la tercera entrada, el estelar jardinero de Constanza castigó al novel lanzador Joel Peguero con un largo batazo de tres carreras, remolcando a Luis Liberato y a Jonathan Villar, embasados por boleto y sencillo, respectivamente.

En el séptimo capítulo, las Águilas anotaron dos vueltas más y otra vez Lagares respondió a la ofensiva, con un sencillo con las bases llenas para remolcar a Yefri Pérez, corredor emergente por Luis Valenzuela, quien había pegado doble.

La quinta anotación del partido se produjo por un lanzamiento salvaje del relevista Anthony Gose que llevó a Francisco Peña al plato desde la tercera base.

Las Águilas batearon cinco hits en el encuentro, dos de Lagares, uno de Luis Valenzuela, Jonathan Villar y Johan Camargo cada uno, con cinco boletos negociados.

Los Toros dejaron a ocho corredores en circulación y pegaron cuatro imparables en el partido, de los cuales uno fue doble de Miguel Andújar y tres sencillos de los bates de Abrham Almonte, Yasiel Puig y Jeimer Candelario.

El trabajo del picheo

Desde el montículo, Diplán no defraudó al dirigente Félix Fermín cuando le entregó la pelota para abrir el juego, en lugar del derecho Carlos “El Tsunami” Martínez, designado en principio como el abridor.

Una vez más, Diplán (1-0) remuneró la confianza de su dirigente con cinco sólidas entradas de dos hits, sin boletos y seis ponches.

Luego siguieron Luis Castillo, lanzando el sexto y séptimo episodio con dominio de cuatro ponchados y un hit permitido, el importado Michael Tonkin, con la octava en blanco, cediendo dos boletos, y el zurdo Gregory Soto, quien se descontroló en la novena, llenando las bases por un sencillo y tres boletos consecutivos, el último a Jorndany Valdespín, para dar a los Toros la única carrera del juego.

Soto terminó el partido con un ponche a Jorge Mateo, que hizo estallar la celebración de los jugadores aguiluchos en el terreno. La derrota fue para el derecho Joel Peguero (0-1) tras permitir el batazo de tres vueltas de Lagares, sin realizar out.

!Compartir este artículo a través de nuestras redes sociales!

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.