Nuevos casos de coronavirus descienden en China; el país continúa en vilo

AL FILO DE LAS NOTICIAS

CHINA.- Los nuevos casos de infectados por el coronavirus en China descendieron hoy en casi medio millar respecto a los del viernes, aunque el continúo cambio de los criterios empleados para contar a los enfermos y las dudas sobre el potencial real del patógeno mantienen al país todavía a la expectativa.

Según los datos oficiales, en las últimas 24 horas hasta la medianoche del viernes se contabilizaron 397 nuevos casos de COVID-19 (frente a los 889 anunciados ayer) y 109 nuevas muertes, la inmensa mayoría de ellos en la provincia de Hubei, foco de la epidemia.

En total hay 76.288 infectados por el virus en el país, que ha causado 2.345 muertes, mientras que 20.695 pacientes se han recuperado de la enfermedad y 5.365 personas son sospechosas de haberla contraído.

Las autoridades sanitarias chinas decidieron el pasado 13 de febrero que en la provincia de Hubei se añadirían a la lista de casos confirmados los detectados por medio de tomografías computerizadas, además de por pruebas de ácido nucleico.

Esa decisión disparó entonces el número de casos en esa provincia, que se han vuelto a reducir desde que el pasado miércoles se volvió a cambiar el criterio, limitando de nuevo los casos confirmados a los test de ácido nucleico.

Desconfianza sobre la precisión de los datos oficiales

Esa continúa modificación de los criterios y el consiguiente baile de cifras han creado desconfianza sobre la precisión de los datos oficiales entre la población, que continúa mayormente recluida en sus casas, aunque poco a poco algunas ciudades comienzan a recuperar cierta actividad.

Sea como fuere, los últimos 366 nuevos casos registrados oficialmente en la provincia de Hubei representan, tras los 349 del pasado miércoles, el menor número contabilizado desde hace más de tres semanas.

Un equipo de expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que se encuentra en China desde la semana pasada, se desplazó hoy a Wuhan, la capital de Hubei, para analizar la situación en la ciudad, donde se concentra el mayor número de casos y que mañana cumplirá un mes bajo cuarentena.

La llegada a Wuhan del equipo de la OMS se produce después de que su director general, Tedros Adhanom Ghebreyesus, dijese el viernes que la ventana de oportunidad para actuar contra la epidemia se está “estrechando” e instase a “actuar rápidamente antes de que se cierre completamente”.

Hoy se conoció que el Politburó del Partido Comunista Chino (PCCh) se reunió el viernes en Pekín para analizar la situación de la epidemia y la forma de compaginar su control con la recuperación de la actividad económica en el país.

¡Compartir este artículo a través de nuestras redes sociales!

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.